El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Clasificación de los Incendios

Para una mejor comprensión de los agentes extintores utilizados en los aparatos contra incendios, y de los procesos de extinción en cuyos principios se basan tales equipos, adaptaremos la clasificación de los incendios más usualmente conocida y generalmente adoptada.

CLASE A
Incendios en combustibles comunes de difícil combustión que exigen para su extinción el principio de enfriamiento, caracterizado por la acción del agua o soluciones acuosas.
A esta clase de incendios pertenecen: la madera, textiles, papeles, basura, etc. que queman en superficie y profundidad


 

CLASE B
Incendios producidos en líquidos inflamables que exigen para su extinción el principio de ahogamiento, caracterizado por la acción de la espuma
A esta clase de incendios pertenecen: la gasolina, aceites grasas, pinturas y en general los derivados del petróleo que queman apenas en superficie



 

CLASE C
Incendios en equipos eléctricos en funcionamiento. Son clasificados especialmente no en base del material que se quema sino por el gran riesgo que ofrece al operador en su extinción en virtud de que la electricidad puede alcanzar al operador. Exige para su extinción el principio de ahogamiento, caracterizado por los gases inertes, polvos químicos.

 

CLASE D
Están en esta categoría lo incendios en metales
Ejemplo: magnesio, aluminio, zing, sodio, etc.

CLASE K
Fuegos de aceites vegetales o grasas animales, no saturadas.
Ejemplo: aceites de cocinas, aceites, etc.

 


SIMBOLOS DE LAS CLASES DE INCENDIOS

 

Ir al inicio